Ads Top

¡Somos todos Herejes!

hereje.

(Del prov. eretge).

1. com. Persona que niega alguno de los dogmas establecidos por una religión.

2. com. Persona que disiente o se aparta de la línea oficial de opinión seguida por una institución, una organización, una academia, etc.

3. adj. Desvergonzado, descarado, procaz.

4. adj. coloq. Ven. Dicho de algo grande, abundante o intenso: Que resulta desagradable, perjudicial o pernicioso. Tengo el hambre hereje. Tenía el miedo hereje.


Fuente: Real Academia Española

Que tire la primera piedra el primer católico que no disiente con alguno de los dogmas u opiniones del Vaticano.


Posts Relacionados:

¿Qué significa ser católico?
VIH WTF!

Religulous (documental)
(cita) Inquisición científica
(cita) ¡Somos Todos Herejes!
Cómo Ocurrió, cuento corto de Isaac Asimov

Pseudoconclusión sobre Ateísmo y creencias

9 comentarios:

  1. ¿A que queres llegar con esto?

    ResponderEliminar
  2. Que habría que hacer una de dos cosas:

    El Vaticano debería dejar de opinar sobre ciertos temas controversiales que la sociedad rechaza abiertamente.

    O bien cambiar la definición de Hereje.

    Sino por el simple hecho de usar un preservativo, tener sexo prematrimonial, no estar en contra de la homosexualidad o tantas otras cosas que tantos católicos hacen, se deberían denominarlos "Herejes".

    Y personalmente, me parece buena idea firmar los comentarios.

    ResponderEliminar
  3. Hace tu propia religion y deja de joder.

    ResponderEliminar
  4. Esa defición de "hereje" es la que da la RAE la cual no necesariamente tiene que coincidir con la definición del Vaticano (la cual desconozco por cierto).

    ResponderEliminar
  5. Esa definición la da la RAE, pero dado que la palabra fue creada por la Inquisición, tiene sentido. Ya que todo el que disentía debía ser corregido y/o castigado.

    Si desconoces la definición del Vaticano y crees que hay una, buscala, en vez de dejar la duda.

    ResponderEliminar
  6. El hereje ha sido definido así en el código del Derecho Canónico: "Si alguien después de haber recibido el bautismo, aun conservando el nombre de cristiano, niega con obstinación o pone en duda algunas de las verdades de la fe divina que hay que creer, este católico es hereje".

    Esto sería similar a la definición 1 de la RAE. Pero no a la 2, ya que es más amplia...

    ResponderEliminar
  7. El absolutismo de la religión es lo indefendible.
    Es bueno que la gente se ofenda cuando lea estas líneas, por que tarde o temprano pensarán en ellas.
    Lo absoluto no existe, y el vaticano es un ejemplo de como un conjunto de personas viven en la opulencia cuando deberían ayudar a los pobres y los oprimidos (en lugar de esto se dedican a oprimir gente, jajaja)
    Saludos. (Tiro la piedra y no doy la cara, por que los católicos tienen muchas piedras y buena puntería. Doy mi opinión pero no quiero ser un hereje quemado en la hoguera ;-)

    ResponderEliminar
  8. Entonces estoy orgulloso de ser hereje. Los dogmas y todas esas paparruchas son para generar miedo. Si uno mantiene a la gente con miedo, la mantiene manipulable.
    "Fe divina", "Dios", "la palabra de Dios", son todas frases huecas. Si un grupo desarrolla una creencia y cree fervientemente que eso es la palabra de un supuesto dios creador del todo, qué cosa hay más poderosa que esa palabra si uno dice que es la de dios? Quién se atreve a discutir a dios? Con eso han mantenido el poder hasta nuestros días, así pretenden controlar la intimidad más íntima de todo ser humano: su sexualidad. Aunque digas que sos libre y demás, tenés que enfrentar a una sociedad en la que toda esa estrechez mental está instalada hace siglos. Y todo en nombre de dios.
    Sacúdanse tanta estupidez de encima, seamos libres, pero en serio.
    Saludos

    ResponderEliminar
  9. Todos somos herejes, la mayoría siente culpa y se deja manipular por eso.

    En la película El libro de Eli, en un mundo post apocalíptico, ya no se recuerda cómo se vivía antes(por hoy) el personaje de Gary Oldman (el dictador del pueblo) dice, refiriéndose a la biblia: "No es un libro, es un arma que apunta directamente al corazón y al cerebro de las personas. La gente hará cualquier cosa que se les diga, si se emplean las palabras de ese libro. Ya ha sucedido antes, y volverá a suceder".

    El Frita

    ResponderEliminar

Con tecnología de Blogger.