viernes, 29 de mayo de 2009

¿Pesa el Alma 21 gramos?


They say we all lose 21 grams at the exact moment of our death. Every one. 21 grams. The weight of a stack of 5 nickels. The weight of a chocolate bar. The weight of a humming bird.

Dicen que todos perdemos 21 gramos en el momento exacto de nuestra muerte. Todos nosotros. 21 gramos. El peso de una pila de 5 monedas. El peso de una barra de chocolate. El peso de un colibí.

Luego de escuchar tan tajante afimación, uno acepta esto como verdad absoluta. ¿Pero alguna vez se han preguntado quiénes dicen que perdemos 21 gramos al morir?

Evidentemente yo sí, sino no estaría escribiendo esto, lo discutí varias veces con mis amigos hasta que me puse a investigar y esperaba encontrarme con algo así como:

"En 1996, científicos de la universidad de Michigan dejaron 540 personas moribundas en camillas sobre una balanzas electrónicas de gran precisión y notaron que todos los cuerpos al fallecer perdían alrededor de 21 gramos, que aunque se ha investigado, no se ha podido descubrir de dónde."

Admito que hubiera sido un bello y misterioso resultado, que hubiera intrigado hasta al más escéptico, pero me decepcioné, porque me encontré con esto:

"En marzo de 1907, un doctor en medicina llamado Duncan MacDougall puso a 6 personas moribundas en diferentes balanzas que tenían una precisión de 3,2 gramos y 4 de esas personas experimentaron una pérdida de entre 10 y 40 gramos en los 15 minutos alrededor de su muerte."

Y sí, esa débil y vaga afirmación es lo que generó que tantos crean en que la continuidad de la personalidad a través del alma, luego de la muerte, es una realidad científica. Y la bola de nieve del mito urbano creció tanto que un siglo después de ese experimento lleno de errores e incertezas, se filmaó una película tan taquillera que terminó de diseminar una mentira en el resto de los que jamás habíamos escuchado de ella.
Y no digo que el alma no exista, ya que no tengo herramientas para hablar a favor ni en contra, simplemente digo que cada vez que escuchemos una afirmación tan cientifica sobre algo tan metafísico (por así decirlo), demos un paso atrás y nos preguntemos "¿sí, y qué tan seguros están de eso?". La respuesta en este caso sería: realmente NADA.


No se sabe si existe el alma, menos aun si pesa 21 gramos.



El experimento
Para los más curiosos y que siguen preguntándose sobre los resultados de este extraño experimento, ésto fue lo que sucedió:

El Doctor en Medicina Duncan MacDougall, de Haverhill, Massachussets, publicó en marzo de 1907 una demostración científica de la existencia del alma. Partió de la idea de que si las funciones psíquicas continúan existiendo como una personalidad o individualidad separada después de la muerte del cuerpo y el cerebro, entonces tal individualidad sólo puede existir como un cuerpo ocupante de espacio. Y como tal, debería tener una cierta masa, que al desprenderse del cuerpo, pueda notarse una diferencia de peso en el cuerpo.

Utilizando a seis pacientes terminales de quienes no dá mas detalles más que su sexo y que se encontraban agonizantes. Cuatro eran tuberculosos, uno tenía un coma diabético, y del sexto no da datos.
Los pacientes fueron colocados en camillas que estaban sobre balanzas de comparación, las que hay que poner lo que uno quiere pesar de un lado, y del otro "pesitas" que se sabe cuánto pesan.
Durante el período de tiempo que pasó hasta la muerte de cada uno, el doctor fue ajustando la cantidad de "pesitas". Hay que tener en cuenta que del cuerpo se evapora agua mediante la transpiración y la respiración, que los pacientes tal vez orinaron o defecaron, que bebieron o se alimentaron, y que hasta el más mínimo movimiento de los mismos modifica el equilibrio de la balanza.

Los resultados fueron los siguientes:
(traducido casi literalmente del original, una onza son unos 28,35 gramos)

1. "De repente, y coincidiendo con el momento de la muerte, el peso disminuyó en 3 cuartos de onza (21,3 gramos)."

2. "El peso perdido resultó ser media onza, luego un rato mi colega determinó que el corazón se había detenido. Me fijé de nuevo y la pérdida era de una onza y media y 50 granos (45,8 gramos)"

3. "Mi tercer caso mostró una pérdida de media onza, coincidente con la muerte, y una pérdida de otra onza algunos minutos después (un total de 42,65 gramos)" (evidentemente este paciente tenía dos personalidades cuyas almas se fueron en momentos diferentes..)

4. "En el cuarto caso, desgraciadamente las escalas no fueron bien ajustadas, y hubo interferencia por parte de personas que se oponían a nuestro trabajo (!)... Lamento que esta prueba no haya dado resultados."

5. "En el quinto caso la aguja de la balanza se inclinó mostrando una pérdida de tres octavos de onza (10,6 gramos), pero luego volvió a su posición inicial, donde se mantuvo 15 minutos a pesar de quitar las pesitas (!?)" (en este caso, podemos apreciar que el alma se resistía a irse del tuberculoso cuerpo..)

6. "Mi sexto paciente murió justo cinco minutos después de colocarlo sobre la balanza, mientras estaba ajustando la aguja medidora, así que no sirve el dato."

MacDougall también realizó un experimento control, envenenado a 15 perros y pesándolos en el momento de su muerte, del cual obtuvo resultados negativos (los perros no tienen alma..). Al menos declaró que le daba lástima no haber podido conseguir perros moribundos.

Cuatro años después, en 1911, el New York Times sacó una nota de tapa explicando que el Doctor había demostrado científicamente la existencia del alma, y que tenía planes para hacer experimento sacando fotos y radiografías en el momento de la muerte, para poder obtener una imagen del alma yéndose del cuerpo. Si el éste experimento se realizó, no hay registros de él en internet por lo menos.

Si bien se "registró" una pérdida de peso en algunos pacientes, no tiene sentido ni siquiera buscar una explicación, ya que el experimento está lleno de fallas por donde se lo mire:

1. No se describen con precisión los métodos de medición utilizados.

2. La muestra es DEMASIADO pequeña, sólo se obtuvieron datos de 4 de los 6 pacientes, lo cual equivaldría a afirmar que todas las personas del mundo tienen el pelo castaño porque las cuatro personas que tenemos cerca tienen esa característica (tal vez no sea el mejor ejemplo, pero se entiende la idea)

3. No se utiliza un criterio claro para definir el momento de la muerte, al paciente número 2, se le auscultó (oyó) el corazón luego de un rato de la pérdida de peso de la balanza. También se observa cierta flexibilidad respecto a que acepta como positivo un resultado en donde la pérdida de peso es instantánea y otro donde se produce luego de quince minutos.

4. No se puede confiar ni siquiera en cómo se realizaron las mediciones, ya que en una parte del artículo MacDougall afirma que las balanzas tienen una precisión de dos décimas de onza (5,68 gramos) y luego afirma en un caso haber obtenido una precisión de 50 granos (3,2 gramos) lo cual es parecido a medir algo con una regla cuya marca más pequeña son los milímetros, y afirmar que algo mide 3 centímetros con 4,7 milímetros.

Conclusiones
Realmente son poco y nada, MacDougall mismo afirmó que para poder confirmar algo habría que realizar el experimento muchas veces más, para tener mejores resultados y más precisos.
Hay que tener en cuenta que se intentó medir algo con una precisión del 0,05%, lo cual no sería tan complicado si fuese un cuerpo inerte como una roca, pero teniendo en cuenta que es un cuerpo de unos 80 kg, que tiene muchos líquidos y gases, que se mueve, y que no se sabe en qué momento va a morir, es bastante difícil realizar una medición precisa.

Este experimento desgraciadamente no tiene ningún valor científico, por todos los errores que tuvo. Y creo que si alguien tiene los recursos para repetirlo, tal vez debiera hacerlo, pero evidentemente hay cierta incredulidad desde el punto de vista profesional al respecto, ya que ha pasado más de un siglo y no hay registros de que se haya vuelto a hacer.



Fuentes:
Snopes
Artículo original
Escépticos PR





Otros artículos desmitificadores:

¿Sirve para algo tomar leche tibia antes de dormir?
Los tréboles de cuatro hojas
¿Cuánto nos enfría el helado?
El molinillo de luz, el engaño más grande de los museos de ciencia
¿Qué tan lejos está la Luna?
seguir leyendo...

lunes, 25 de mayo de 2009

Las fechas que nunca existieron y otras curiosidades del calendario



Desde que el hombre es hombre sintió la necesidad de medir el fluir del tiempo de alguna manera. Al principio lo hacía por simple curiosidad y de la observación de cómo cambiaba el clima a lo largo del año, y de que la luna cambiaba sus fases cíclicamente.
Luego, con la invención de la agricultura, dividió el año en las épocas de siembra, crecimiento y cosecha.
A medida que fue avanzando el desarrollo en general de la humanidad, se comenzó a observar que todos estos sucesos cíclicos y periódicos de gran duración (las estaciones) coincidían con el lugar del horizonte por dónde salía el Sol cada día, y a la duración de un período completo de estos sucesos se lo llamó "año", que más adelante se descubriría que se correspondía a que el planeta Tierra giraba alrededor del Sol, y duraba un año en dar una vuelta completa.
El Mes
Para establecer una medida de menor escala, se usó la Luna, donde el tiempo que tarda en pasar de luna llena a luna llena (tiempo que tarda en hacer el período completo) es de aproximadamente 28 días.
Si bien en un año entran unos 13 "meses lunares", el año se dividió en 12 partes por razones culturales, entre ellas la relación con los 12 signos del zodíaco, y la "belleza" de este número. (ver el post sobre el número 13)


La semana
Hoy en día se discute el por qué de la creación de la semana como unidad de tiempo. Muchos autores lo atribuyen al origen bíblico, de que Dios creó el universo en seis días y descansó el séptimo, lo cual popularizó el hecho de que se trabaje seis días y se descanse el séptimo, en diversas culturas.
Pero disienten en lo que respecta al origen bíblico quienes citan que en el imperio romano, varios siglos antes de Cristo, ya se usaba con anterioridad a la introducción por parte del Cristianismo.
Se cree que el origen natural de la semana proviene de la división por cuatro del período lunar.

Las fechas que nunca existieron

Volviendo al tema de los años bisiestos, hay que tener en cuenta que el calendario no es algo que se haya creado luego de pensar mucho, sino que es el resultado de años y años de historia, costumbres y prueba y error.
Por eso el día es lo que tarda nuestro planeta en dar una vuelta sobre sí misma, y el año, es lo que tarda nuestro planeta en dar una vuelta completa alrededor del Sol.
El problema es que en el tiempo en que la Tierra da una vuelta completa alrededor del astro rey, no da un número entero de vueltas sobre sí mismo, sino que da 365,2422 vueltas (días). Aunque parece poco, es casi un cuarto de día, y si esto no se toma en cuenta, y los años se hacen todos iguales de 365 días con el pasar de los años el error se va a ir acumulando, y por ejemplo, cada 4 años, todos los eventos que dependen de la posición de la Tierra, como las estaciones (explicado más abajo) se adelantaría un día.
Esto se descubrió hace unos dosmil años, y fue implantado durante la época de Julio César, en el año 46dC, bajo el nombre de calendario juliano. Aunque los meses eran diferentes en cantidad y duración, los años tenían 365 días, y cada 4 años, tenían 366. Lo que se concluyó luego de medir erróneamente que la Tierra tarda 365,25 días en dar una vuelta completa al Sol.
Siendo el error tan chico, y habiendo caído la sociedad en la edad media, no se descubrió este pequeño error hasta que el desfasaje fue demasiado grande, quince siglos después.
El error fue descubierto en 1582, donde se descubrió un desfase de 10 días, por anotaciones respecto a los astros y las pascuas de doce siglos antes. El promotor de este avance "científico" fue el papa [sic] Gregorio XIII, por lo que el nuevo calendario pasó a llamarse calendario gregoriano, que es el que utilizamos hoy en día en casi todo el mundo.
La corrección consistió en dos cosas, eliminar 10 días del calendario, y establecer una nueva regla para que el error no se vuelva a producir.

La regla que se estableció es un poco rara pero es bastante exacta:

Un año es bisiesto (tiene un día más) si es divisible por 4, excepto el último de cada siglo (aquel divisible por 100), salvo que éste último sea divisible por 400.
Es más visible si se piensa que los años bisiestos son cada cuatro años (...2004, 2008, 2012...) y que los principios de siglo no lo sean tres de cada cuatro veces: 1700 no, 1800 no, 1900 no, pero 2000 sí (y se denomina año secular). El anterior había sido 1600 y el siguiente el 2400.

Con esta regla habría que hacer una corrección de 1 día cada 3300 años, y dado el momento se hará, pero no nos vamos a preocupar hoy por esto.

La corrección de los 10 días que sobraban, se realizó en España, Italia, Portugal y Polonia, pasando del jueves 4 de octubre de 1582 al viernes 15 de octubre del mismo año. Por lo que cualquier fecha entre el 5 y el 14 de octubre de 1582 nunca existió en esos países.
La aplicación de esta corrección en los demás países se produjo más adelante, y se pueden ver qué fechas nunca existieron en la entrada de Wikipedia sobre el calendario gregoriano.

Las estaciones
Por otro lado, el fenómeno de que en una parte del año haga más frío y en otra más calor, no tenía que ver con que la Tierra estaba más cerca o más lejos del Sol (cuando en el hemisferio norte es invierno, en el sur es verano, y viceversa).
Esto se debe a que el planeta también gira sobre sí mismo (rotación) dando lugar al día y la noche, pero lo hace "inclinado" respecto al plano donde gira alrededor del Sol. Esto hace que en una mitad del año, la parte sur del planeta esté más iluminada por el Sol, a pesar de que gire sobre sí mismo (la Antártida está casi todo el verano mirando el Sol, por lo que es "de día" por casi seis meses).

Los solsticios son las fechas del año en que el Sol está más alto o más bajo en el horizonte. En el hemisferio norte (donde surgió la cultura occidental) el solsticio de verano se da el 21 de junio, donde a partir de esa fecha el Sol se eleva cada vez menos en el horizonte, llegando a un mínimo el 21 de diciembre (solsticio de invierno), donde a partir de ahí el Sol se eleva cada vez más en el horizonte.

Antiguamente, las religiones paganas (que veneraban el Sol) tenían como fecha festiva el 21 de diciembre, ya que era el día en que el Sol renacía y volvía a crecer en el horizonte.
Algunos creen que la iglesia católica situó el nacimiento de Cristo en una fecha cercana para solapar las festividades paganas, y así reemplazar las creencias del disperso imperio romano alrededor del año 300. Y también para relacionar el significado con el renacimiento de la fe y la esperanza.

Algunos autores relacionan la divinidad y el renacimiento de Jesús con las costumbres paganas tan populares en esa época, donde era venerado el Sol, y se festejaba el 25 de diciembre como renacimiento del mismo.

En el hemisferio sur, los solsticios son exactamente al revés.

Los equinoccios son las dos fechas que están a mitad de camino entre ambos solsticios, y en esos dos días del año, la duración del día es similar a la de la noche.

Otros calendarios viables
Aunque hoy en día se utiliza el calendario gregoriano, éste presenta ciertas molestias, por así decirlo, ya de por sí el hecho de que los meses sean diferentes genera un conflicto en cuanto a cuestiones legales, y para las personas que tienen un sueldo ajustado, no es lo mismo un mes de 28 días que uno de 31. Por esto, y por el problema de los bisiestos, se han inventado alternativas al gregoriano, que para que funcionen, deberían implementarse a nivel mundial, pero es muy difícil sacarle la costumbre a 6.700 millones de personas.



El Calendario Mundial es una propuesta de reforma al actual calendario Gregoriano, creada por Elisabeth Achelis de Brooklyn (Estados Unidos) en 1930.

Está compuesto por 12 meses y es un calendario eterno con trimestres iguales. Es eterno, o perpetúo, ya que todos los años son iguales.
Cada trimestre empieza un domingo y termina un sábado. Los trimestres son iguales: cada uno tiene 91 días o 13 semanas. Los tres meses tienen 31, 30 y 30 días, respectivamente. Los trimestres empiezan con meses de 31 días como enero, abril, julio u octubre.
El calendario Mundial además agrega dos días adicionales, para mantener el mismo día de año nuevo del calendario Gregoriano.

Día del mundo
El último día del año seguido al 30 de diciembre. Este día adicional es conocido como "W", que vendría a ser el equivalente al 31 de diciembre y se lo llama Worldsday (Día del mundo), un feriado mundial de fin de año. Es seguido por un domingo 1 de enero del nuevo año.

Día del año bisiesto
Este día es similarmente agregado al segundo trimestre en años bisiestos. También es conocido como "W", un equivalente al 31 de junio y llamado Leapyear Day (Día del año bisiesto). Es seguido por un domingo 1 de julio del mismo año.
El Calendario Mundial entiende a los Worldsday y LeapyearDay como periodos de 24 horas antes de comenzar con el calendario nuevamente. Estos días que están fuera del calendario, también conocidos como "días intercalares" no tienen asignación de día de la semana. Son entendidos como un feriado mundial.

Se pueden encontrar otras variantes de reforma del calendario por internet, como el Calendario Nueva Tierra, el Calendario Fijo Internacional, y tantos otros, pero siempre va a estar el problema de que la sociedad tiende a ser conservadora, y se resiste a los cambios, por más que a largo plazo sean para bien.

Fuentes:
Calendario
Mes
Semana
Solsticio
Paganismo [ENG]
seguir leyendo...

martes, 19 de mayo de 2009

Last Day Dream



El director es Chris Milk, tiene un par de videos más en su canal en Vimeo.
Aunque dura poquito, tarda un poco en cargar, así que aconsejo poner Play y Pausa para que cargue y esperar que termine antes de reproducirlo. Tiene música.

Si ves una superproducción de 42 segundos y 23 tomas donde se resume la vida de una persona, puede pasar dos cosas, una es que digas ¿y..? y no te importe, y la otra es que quedes asombrado y en un estado de agitación filosófica. Pensando sobre lo efímera que es la vida por más larga que parezca y demás.
Mi caso fue el segundo, aunque admito que no me va a cambiar la vida, me resultó muy lindo este "gran corto (cortito)". Dudo que se puedan hacer cosas más interesantes y cautivadoras y que duren tan poco tiempo.

Visto en Microsiervos
seguir leyendo...

domingo, 17 de mayo de 2009

Un acuerdo ecológico por la capa de ozono salvó a nuestro planeta de la extinción



Quienes hayan estado en este mundo en la década de los '80 y principios de los '90, habrán escuchado hablar mucho del agujero de la capa de ozono, y de que se anunciaba que si se seguía contaminando se agrandaría mucho más, permitiendo que las mortíferas radiaciones ultravioleta del Sol destruyan la vida en la Tierra.

Y también habrán notado que pareció como que de repente todos dejaron de hablar de la capa de ozono, reemplazando ese hueco por el problema ambiental del calentamiento global, provocado por la emanación de gases de efecto invernadero. Y si bien son cosas relacionadas y causadas mayormente por la contaminación del hombre, son cosas bien diferentes. Y aunque ahora el calentamiento global y sus consecuencias son el peligro que nos asechan, la historia de la capa de ozono bien podría ser una anécdota de que no estamos aquí sólo para destruir, y que cuando los científicos se ponen de acuerdo con los políticos, se pueden lograr cosas enormes.

Qué pasó en los `80

La capa de ozono es una zona de la atmósfera que se encuentra a partir de los 15km de altura, donde se produce una reacción en la que la radiación ultravioleta es absorbida por las moléculas de ozono O3, que se divide en O2 (oxígeno) y O (oxígeno monoatómico) para luego volver a unirse y cerrar el ciclo. Entre un 95% y un 99% de la radiación ultravioleta que viene del Sol es absorbida por esta reacción, y gracias a eso, puede desarrollarse la vida en la Tierra, ya que estos rayos tienen la capacidad de prácticamente destruir el ADN, y por eso son el principal causante de cáncer de piel.

Este vital escudo fue descubierto en 1913 por unos físicos, y un meteorólogo inventó luego un aparato para medir sus características en diferentes lugares del mundo, por lo que tenemos buenos datos sobre ella desde los años '40.

En los años '70, diversos estudios publicados mostraron cómo se estaba debilitando la capa de ozono, y lo relacionaron con el nuevo uso de unos gases llamados clorofluorocarbonos (CFC), utilizados en aerosoles y motores de heladeras entre otros.

A mediados de los '80 se empezó a hablar del agujero en la capa de ozono, una enorme zona sobre la antártida en donde la concentración de ozono había disminuído a la mitad. Por lo que se empezó a hablar de que era un problema serio, y en 1987, 43 países de las Naciones Unidas firmaron el Protocolo de Montreal, que al principio se comprometían a disminuir la producción de CFC, pero en los años subsiguientes, con más datos científicos, se prohibió finalmente su uso.

La capa se siguió debilitando porque una gran cantidad de los gases causantes de la descomposición del ozono ya habían sido liberados, llegando a su peor momento en el año 2000.
Aunque sige siendo peligrosamente débil, se frenó considerablemente la velocidad con la cual se venía destruyendo.

La simulación de la NASA



La NASA realizó una simulación con esas enormes computadoras, en la que comparan los datos reales de la capa de ozono hasta el día de hoy, con una proyección hasta el año 2065 (del lado izquierdo), con una simulación de un planeta Tierra paralelo en el que no se firmó el tratado de Montreal, ni se redujo la producción de CFC (a la derecha). El color azul representa las zonas donde se la capa de ozono es mucho más débil, en la Tierra paralela la capa es un 67% menos densa.

Mientras que en la simulación del mundo real, los niveles de la capa de ozono se mantendrían similar a los actuales, para el 2065, si no se hubiese firmado el tratado de Montreal, la intensidad de UV sería de 30 UD, cuando hoy están alrededor de 10 u 11. Bastaría pasar 5 minutos debajo del sol del mediodía en verano para sufrir severas quemaduras, en lugar de 15.
Los casos de cáncer de piel aumentarían considerablemente en cantidad y gravedad, y comenzaría a morir la vida en general en el planeta.

Por otro lado, no debemos lavarnos las manos ni relajarnos completamente, porque aunque se haya evitado lo peor, el problema no está totalmente solucionado.

Y por esta experiencia, pueden suceder dos cosas


La primera y la que más me gusta, es que esta noticia, si tiene su debida repercusión, podría ayudar a concientizar de que si nos unimos podemos hacer algo, frenar el calentamiento global, principalmente, que realmente amenaza la continuidad de nuestra civilización tal como la conocemos.

Y el efecto que menos me gusta, es que se haya hablado tanto de la capa de ozono en su momento, que el grosso de la gente al principio se preocupó, e hizo cosas como firmar el maravilloso acuerdo de Montreal.
Pero luego la conciencia popular se aburrió de escuchar siempre lo mismo y luchar por el medio ambiente, cosa que como no se ven resultados inmediatos, se puede creer que es inútil. Y de acá se desprende que ante un nuevo problema global, como lo es el cambio climático, a tan poca gente le interese, hable del tema, se informe o haga algo al respecto.

Hasta que no suceda algún nuevo hecho crítico (y horrible) para despertar a las masas adormecidas, éstas van a seguir acostumbradas a escuchar de que el mundo como lo conocemos probablemente no pase de este siglo. Y espero que cuando eso suceda, si sucede, no sea demasiado tarde.
Cuenten ustedes cuántas páginas les dedican los diarios a relatar un robo a una tienda de ropa, al horóscopo y al cambio climático. Cuando la población sea casi el doble que la actual, el océano inunde todas las ciudades portuarias del mundo, y nos quedemos sin combustible para mover las máquinas que intenten sembrar en tierras infértiles, los científicos que hoy piden políticas ambientales serán muy viejos para salir a decir: ¿Vieron? ¡Se los dije!

Igual creo que estamos a tiempo, podemos usar menos electricidad, cerrar la canilla cuando nos cepillamos los dientes, andar por la ciudad en bicicleta e informarnos qué más podemos hacer.

Ezequiel Del Bianco - Licencia Creative Commons

Algunas fuentes
Estudio de la NASA
Nota del Washington Times
Agujero de ozono en Wikipedia
Y si alguien sintió la necesidad de leer las 41 páginas del protocolo de Montreal

Posts relacionados:
Tuvalú, tal vez el país más curioso del mundo (sería el primero en undirse)
12 formas bizarras de generar energía eléctrica
Noticias sobre actualidad medioambiental


seguir leyendo...

miércoles, 13 de mayo de 2009

Reflexionar es más importante que ser Creyente o Ateo


En las últimas décadas la sociedad ha atravesado muchos cambios de costumbres, muchas cosas se han puesto de moda estacional o anualmente, y muchas costumbres sociales han dado un giro inevitable e irreversible.

Las posmodernidad se caracteriza por ser una época de revolución sexual, en la que es cada vez más aceptado la inclinación por uno u otro género casi indistintamente.
Es una época de revolución de la imagen, donde pasa a tener mayor importancia que el contenido.
Donde se pierde la intimidad y la vida se convierte en un show.

Y aparentemente en todo este revuelo, en el que las personas buscan el placer instantáneo y superficial, y dejan de interesarse por el pasado y el futuro, la viene a ligar la religión.

Si bien personas ateas hubo en toda la historia, solían ser pensadores que se pasaban la vida cuestionándose absolutamente todo, y divagando de pensamiento en pensamiento. El problema es que ahora, dentro de todo este frenesí, se pasó a perder la importancia del pensamiento crítico.

El gran volumen de gente, que no se toma un tiempo para pensar en nada, que consume su vida haciendo tests en Facebook y mirando reality shows (mientras George Orwell se revuelca en su tumba), y que nunca se interesó, y probablemente nunca se apasionará por las tantas preguntas existenciales que aquejan a nuestra especie, bueno, una gran mayoría de esa gente se autodenomina Atea. ¿Por qué? Bueno, las respuestas de un ateo irreflexivo pueden ser demasiado parecidas en sustancia a las de un creyente irreflexivo. Creen (o no) porque fueron criados así, y nunca conocieron, o se preocuparon por conocer nada más, como dice Pablo DF en su post Creer por creer, y comentado por ffuentes:

Creemos porque nuestros padres, maestros y amigos nos transmiten sus creencias. Creemos porque, si no lo hiciéramos, haríamos de esta gente que conocemos y amamos unos mentirosos o unos tontos. Con el tiempo, creemos por simple costumbre, de la misma manera en que por costumbre hacemos, de adultos, muchas cosas como nos las enseñaron nuestros padres.

Aunque sea o parezca difícil, hay personas que son ateas o creyentes yendo en contra de esto que aprendimos, luego de una ardua reflexión. Con esto me refiero a personas que lograron amasar una opinión personal sin importar lo que dijeran sus pares. Y otros que aunque fueron influidas de alguna manera, su posterior reflexión al respecto confirmó lo que habían aprendido.

Después de dar tantas vueltas, y de intentar explicarme por el camino difícil, a lo que quiero llegar es a la reivindicación de quienes lograron armar una opinión personal, de la índole que sea, tanto en el terreno existencial como en cualquier aspecto de la vida. Las personas reflexivas son quienes están interesados en debatir, tienen la mente abierta a la opinión del otro, y quieren escucharla para aprender y no por simple compromiso.

En contraposición de éstos, estarían los irreflexivos, quienes a su vez, se podrían dividir en los involuntarios (quienes nunca se les ocurrió pensar al respecto, y probablemente sean lo que son por su familia, o ateos porque está de moda), y los que lo son por motus propio: los creyentes que están totalmente cerrados en su postura y que consideran insulto la palabra ateo; y los ateos que están cerrados en su postura, y la palabra fe les parece un insulto.
y otros que nunca les importó ni probablemente les vaya a importar reflexionar sobre su lugar.

Cuántas veces escuché que los agnósticos son los que no saben para qué lado patear, y bueno, puede ser, al fin y al cabo todos todos tenemos un espacio de duda. Nadie cree totalmente en una u otra cosa. Y quien lo hace seguramente esté equivocado, porque habiendo tantas religiones, creencias, teorías del universo y demás, que es de falta de humildad creerse que uno tiene LA EXPLICACIÓN.

Lo único que quiero lograr con ésto es que cada uno de nosotros reflexionemos qué somos, en qué creemos, y por qué. Y digo nosotros porque parece que quiero decir que yo soy la persona más abierta del mundo, y no es así, sobre ciertas cosas es difícil que me convenzan, pero bueno trato de serlo lo más posible.

Y ustedes ¿Seguirán creyendo toda su vida lo mismo, o intentarán buscar la verdad en cada momento, aunque suponga abandonar un terreno tan firme y cómodo?

Ezequiel Del Bianco - Licencia Creative Commons

Posts Relacionados:

VIH WTF!
Religulous (documental)
(cita) Inquisición científica
(cita) ¡Somos Todos Herejes!
Cómo Ocurrió, cuento corto de Isaac Asimov
Pseudoconclusión sobre Ateísmo y creencias
¿Qué significa ser católico?


seguir leyendo...

La mujer con el mejor físico del mundo

Se dice que fue Elsa Loewenthal.

No hay mucha información sobre ella en internet, pero se sabe que casó en 1919, ésta es una foto suya:



Posando junto a su primo, con quien se casó en 1919, Albert Einstein.

Sé perfectamente que éste chiste es muuuuy conocido en internet, pero no me resistí a hacerlo yo también, pido disculpas si ofendí a alguien :-)

seguir leyendo...

martes, 12 de mayo de 2009

Tuvalu, tal vez el país más curioso del mundo


Tuvalu es un conjunto de islas perdido en el pacífico aproximadamente a mitad de camino entre Australia y Hawai. Independizado de Inglaterra en 1978 y con una actual monarquía constitucional. Consta de 4 arrecifes de coral y 5 atolones (especie de isla con un lago adentro). Y es la nación independiente con el menor número de habitantes (10.810 en 2006) luego del Vaticano. Sus principales actividades económicas hasta el siglo pasado habían sido: la agricultura autosustentable, la cria de chanchos, y la impresión de estampillas.

Tuvalu solía ser uno de los países más pobres, hasta que en 1998 la Corporación de Internet para la Asignación de Nombres y Números (ICANN) le asignara la extensión .tv para sus páginas web.

En el año 2000 el gobierno de Tuvalu le cedió la administración de los dominios con extensión .tv (tan valiosos por coincidir con las siglas de televisión) a la empresa norteamericana dotTV, a cambio de 50 millones de dólares a entregar durante 12 años.
Ésto generó una gran controversia y muchas protestas en el país, de mayoría de población cristiana, porque una gran cantidad de las páginas web registradas con .tv tienen contenido pornográfico. Así que muchos consideran que la principal fuente de ingresos es impura.
A pesar de la controversia, el dinero ha ayudado a mejorar la estructura vial, y dotar al país de carreteras, entre otras cosas.

El dinero recibido de ésta empresa, ayudó también al país a costear el ingreso a las Naciones Unidas (me acabo de enterar que había que pagar para eso), y votar a favor de políticas ambientales, como el Protocolo de Kioto.

La principal preocupación de sus habitantes y gobernantes es que todo el país tiene una altura máxima de 5 metros sobre el nivel del mar, por lo que sus diezmil habitantes están en constante preocupación por los tifones y cualquier pequeño desequilibrio climático.
Y todos sabemos no sólo que el Tsunami de hace algunos años tuvo olas de más de 5 metros, por lo que otro podría arrasar completamente a la isla, sino que el calentamiento global está provocando el derretimiento de los polos, con su consiguiente subida del nivel del mar.

Algunos sugirieron reubicar la población en Australia o Nueva Zelandia, pero el primer ministro dice que el peligro de que suba el nivel del mar no es suficiente para abandonar el país.

Si esto sucediese, Tuvalu se convertiría en el primer país desaparecido por la influencia humana en la naturaleza.

Otro dilema se lo plantean desde la ICANN, quienes hoy en día no saben si harán desaparecer la extensión de dominios .tv, y sus consiguientes millones de dólares.
Ejemplos anteriores de esto es el caso de Yugoslavia, extinta en 2003, y todas las páginas con extensión .yu serán eliminadas o reemplazadas por .rs para Serbia o .me para Montenegro.
Por otro lado, hoy en día coexisten las extensiones .su de la Unión Soviética con los .ru de la actual Rusia.

Que tire la primera piedra quien conozca alguna historia nacional, o alguna consecuencia del calentamiento global más extraños que ésto.

Fuentes:

Tuvalu
.tv
ICANN
Omeyas Web

Posts relacionados:
Noticias sobre actualidad medioambiental
12 formas bizarras de generar energía eléctrica
Cuando la corrupción argentina cruza TODAS las fronteras


seguir leyendo...

viernes, 8 de mayo de 2009

¿Por qué la miel no se pudre?


Hace unos días había comentado que la miel era el único alimento que no se hechaba echaba a perder nunca.

Y no se me había ocurrido averiguar por qué, estuvo mal de mi parte, y por suerte @seguro de retiro me lo preguntó, ésta es la respuesta:

La miel no se echa a perder, es altamente perdurable, no caduca. Gracias a su alta concentración de azúcar, mata a las bacterias por lisis osmótica. Las levaduras aerotransportadas no pueden prosperar en la miel debido a la baja humedad que contiene.

La lisis osmótica es un tanto complejo de explicar, y entender, pero es un proceso biológico en el cual se rompe la pared de una célula a partir de la presión osmótica. Es un efecto que se da cuando hay dos sustancias con diferentes cantidades de otras sustancias disueltas, separadas por una membrana semipermeable (que deja pasar el líquido pero no lo que está disuelto). Esto sucede hasta que se iguala la cantidad de soluto (sustancia disuelta) de ambos lados, creo que en este caso, se mete tanto líquido en las células de las bacterias que terminan reventando. (el líquido del plasma celular pasa hacia la miel, hasta disecarse la misma, ver comentario 10) La presión osmótica también se puede usar para generar energía eléctrica.

Los traslados de cuerpos humanos en la antigüedad se hacían sumergidos en miel; por ejemplo Alejandro Magno fue trasladado desde Babilonia hasta Alejandría en Egipto en el 323 a. C. y el de Agesilao II, rey de Esparta, desde Egipto hasta su ciudad natal en el 360 a. C., utilizándose miel para evitar la descomposición.

El efecto preservante de la miel se debe a su baja concentración de agua y es idéntico al que permite la prolongada conservación de los dulces y de las frutas en almíbar donde el alto contenido en azúcar disminuye el contenido de agua.

Las abejas añaden además una enzima llamada glucosa oxidasa. Cuando la miel es aplicada sobre las heridas esta enzima produce la liberación local de peróxido de hidrógeno.
[...]

Fuente: Miel (wikipedia)

El peróxido de hidrógeno es lo que conocemos como agua oxigenada (sólo que el agua oxigenada tiene un 10% de Peróxido de Hidrógeno, y el resto es agua).

Consta de una molécula parecida a la del agua, H2O2, en la que uno de los átomos de Oxígeno se encuentra enlazado muy débilmente, por lo que es muy reactivo y tiende a liberarse, reaccionando, por ejemplo con las plaquetas de nuestra sangre, cicatrizando casi instantáneamente.

Espero haber respondido a tu interrogante, y no dudes en preguntar si tenés otra duda.

Posts relacionados:
¿Sirve para algo tomar leche tibia antes de dormir?
Los tréboles de cuatro hojas
¿Cuánto nos enfría el helado?
El número Trece
Cuando casi PI fue 4

seguir leyendo...

miércoles, 6 de mayo de 2009

¿Sirve para algo tomar leche tibia antes de dormir?


Aunque la mayoría de las creencias populares son erróneas, en éste caso es cierto.
La leche contiene un aminoácido (llamado triptofano) que estimula la producción de la hormona melatonina. Ésta es la llamada "hormona del sueño", ya que su producción natural en nuestro cuerpo aumenta cuando disminuye la luz solar y induce el descanso y el buen dormir.
El triptofano es uno de los ocho aminoácidos escenciales (que el cuerpo no fabrica), por lo que se deben incorporar con la ingesta: abunda en la leche, los huevos y los cereales integrales.
Sin embargo, no es la leche la única opción, la lactucina es una sustancia que tiene un efecto tranquilizante, y por ende, ayuda a dormir en las noches, y se encuentra principalmente en el jugo de la lechuga.

Por otro lado, el hecho de que esté tibia, ayuda a una rápida absorción de la misma, ya que el cuerpo, digiere mejor y más rápido los alimentos que se consumen a una temperatura similar al mismo.

Basado en el artículo de la revista Muy Interesante edición latinoamericana, Nº283, mayo del 2009, página 27.

Post relacionado:
¿Cuánto nos enfría el helado?


seguir leyendo...

martes, 5 de mayo de 2009

Sobre Proyecto Sandía

Science Rocks

Proyecto Sandía es un blog de divulgación focalizado en la Ciencia y el Pensamiento Crítico. El eslógan "para que la ciencia y el pensamiento crítico sean dulces y refrescantes" hace referencia a una realidad que me preocupa:

La mayoría de las noticias y diversos temas de ciencia, están escritos por científicos en un lenguaje demasiado específico, en el que sólo pueden entender y opinar personas que tienen un conocimiento previo muchas veces amplio. Esto ocurre muchas veces porque los científicos mismos, o no tienen la capacidad de explicar las cosas de una manera simple, o bien no les interesa (conciente o inconcientemente) que su materia de estudio se relacione con el común de la gente, lo que los mantiene en una especie de altar divino.

Por otro lado, la mayoría de los periodistas de muchos medios, si bien fueron capacitados para relacionarse con la sociedad, no tienen el respaldo en conocimientos sobre materias científicas para hablar al respecto, y muchas veces que lo hacen, cometen errores garrafales y son terriblemente amarillistas, y cosas por el estilo.

Ahora bien, yo, por mi parte, no soy ni científico ni periodista. Pero desde pequeño leí libros sobre Divulgación Científica, por lo que aprendí del tema que me interesa, que es ésto justamente, de manera directa de grandes maestros como Carl Sagan, Isaac Asimov, Arthur C. Clark, Stephen Hawking, Bill Bryson, Eduardo Punset, Leonardo Moledo y otros tantos.
Por supuesto que no aspiro a nada grande, y que haya leído un par de libritos no significa nada. Pero soy una persona curiosa y me gusta investigar sobre muchos temas. Y cada vez que escribo sobre algo, digo la verdad, y explico lo que sé, y si no lo sé, lo estudio y entiendo previamente, y siempre cito todas las fuentes que sean posibles, de esta manera las notas que lean serán una especie de guía, en la cual todos los datos podrán ser cotejados por ustedes mismos. Y dejo otros links para que sigan investigando por su cuenta si les place.

Como no soy experto en nada, tengo errores y omito cosas constantemente (bueno, no es la idea..), dejo el formulario para comentar abierto y libre para todos (y sin complicaciones como los captcha, que son molestos y nos hacen perder el tiempo).

Pensamiento Crítico (ver el apartado de "Mi lucha personal" más abajo)

Además de la ciencia, hago mucho énfasis en el Pensamiento Crítico y el escepticismo que es una disciplina aplicable en la vida cotidiana que se propone analizar y evaluar la estructura de diversos razonamientos, como opiniones o afirmaciones que solemos aceptar sin razonar. Coincido que hay muchas veces que es mejor aceptar las cosas como vienen, porque sino no se podría vivir, pero también es interesante dar un paso atrás, y analizar e investigar cuáles son las causas de diversos sucesos, tanto en el ámbito de la ciencia, como en la política, en la sociedad y las costumbres, como en la religión.

Sobre el escepticismo escribí un artículo de opinión que puede venir al caso, en mi otro blog: Seis falacias típicas sobre el Escepticismo.

Religión

Ya que nombré la religión, puedo resumir algo que se nota a simple vista si leen las entradas o los comentarios:
No creo que haya diferencia entre ateo y agnóstico. Tampoco se si existe o no Dios, pero sí se que es imaginario. Algo imaginario es algo creado en nuestras mentes, a partir de ninguna evidencia. Y eso es lo que tenemos: ninguna evidencia.


Si bien estoy bautizado y tomé la comunión en la ICAR, hoy en día la estructura de mi forma de pensar no me permite seguir las costumbres de la misma.
Creo en la honestidad de los principios de Jesús (por ejemplo), sin embargo, creo que éstos fueron exagerados y divinizados a lo largo de la historia, por personas que no les importaba o que cometieron errores, o con fines políticos o económicos. Y me da pena que en su nombre se hayan cometido tantas atrocidades (ésto es aplicable a varias religiones).
Por eso no me agrada que personas como el Papa, tenga la capacidad de dar opiniones sobre temas que deberían estar relegados a expertos, como que "el preservativo no sirve para evitar el contagio del VIH." También me disgusta que desde las altas esferas religiosas no se acepte la homosexualidad, o el uso de anticonceptivos, entre otros.

Por otro lado, sobre temas como el aborto o la eutanasia, no me creo con las suficientes herramientas como para armar una opinión. Aunque creo que debería estar en manos de médicos, psicólogos, sociólogos, politólogos, etc., no así espiritualistas.

Entiendo, respeto y admiro a las personas que son religiosas o ateas luego de una ardua búsqueda espiritual, aunque me son indiferentes aquellos que sólo lo son por inercia familiar o amistosa.


Ecología

Relacionado con ésto, está también mi preocupación por el futuro a medio plazo de la humanidad en forma civilizada. Creo que la distancia enorme que hay entre los descubrimientos científicos y la política, junto con la falta de conciencia de especie de las personas, está causando (entre otras cosas) un enorme daño al medio ambiente en el cual desarrollamos nuestras actividades cotidianas, que temo que sea irremediable. Pero si no tuviera esperanzas de que lo es, mi existencia no tendría sentido, y creo que sí la tiene. Justamente he puesto mucho esmero en la creación de la entrada introductoria De dónde sale la electricidad, 12 formas bizarras de generar energía, y Resumen para salvar el mundo en los años venideros.

Sobre el Calentamiento Global: últimamente hay mucho revuelo sobre si el calentamiento que se está observando es causado o no por los Seres Humanos. Y si puede llegar a tener influencias negativas sobre la humanidad. Realmente, creo que si es así o no, no debería interesarnos. Dejando al margen el Calentamiento Global, la sociedad actual, no es sustentable en el tiempo. Manteniendo este comportamiento, a lo largo de cien años tendremos un planeta lleno de basura, personas revolcándose en la miseria y la pobreza, y una muy pobre biodiversidad.
Si los ecologistas están equivocados, y el Calentamiento Global no es antropogénico, al menos tendremos una civilización más consciente, equilibrada, saludable y relacionada con su entorno.

Mi lucha personal (?)

Últimamente estuve dedicando demasiado tiempo a intentar desmitificar muchas cosas que, según entiendo, perjudican a la sociedad. Y con esto me refiero a diferentes charlatanes que hacen uso de lenguaje científico (energías, ondas, vibraciones, física cuántica) sin saber qué significa, con el único fin de vender sus productos, ofrecer servicios de adivinación, y ganar dinero con todo ello.
Como los artículos eran demasiado específicos de cada tema, no necesariamente iba a relacionarse con el hilo de Proyecto Sandía, por eso armé otro blog: Alerta Pseudociencias. Es relativamente joven, pero de a poco se van catalogando diferentes pseudociencias, con todos los estudios y argumentos posibles.
Allí es donde analizaremos desde todos los puntos de vista posibles disciplinas como la Homeopatía, Ufología, Astrología, Numerología y un largo etcétera. Más en ¿Qué es una Pseudociencia?

Miscelánea
En un sentido más personal, estoy estudiando Licenciatura en Física en la FCEIA, Universidad Nacional de Rosario, Argentina. Hice la secundaria en el Instituto Polítecnico Superior.
Puedo decir que mi medio de transporte ciudadano favorito es la bicicleta, así como me gusta practicar ciclismo. Me gusta el hard rock, la música clásica, el rock inglés, la filosofía, la ciencia ficción, series como la serie Fringe o Dexter y el cine en general. Tengo novia y la quiero mucho, así como a mis amigos y familiares cercanos, que saben quienes son. Y no se cuántas choluladas más, que a nadie interesa, se pueden decir acá.

Contacto

Se pueden contactar conmigo al e-mail echirdb[arroba]gmail[punto]com

Pueden hacerse Fans y recibir actualizaciones de Proyecto Sandía en Facebook

Pueden suscribirse a los Feeds RSS (?) para recibir actualizaciones del blog cómodamente desde su programa lector favorito o por e-mail. O bien agregar la página a Marcadores o Favoritos de su navegador.

Y lo que es bastante obvio, se puede comentar cualquier nota, preferiblemente con su nombre o apodo, creo que así es más interesante. Los mejores comentarios son los que aportan cosas, escritos en base a reglas ortógraficas, y aunque se aceptan comentarios neutrales y con algunos errores, los excesivamente mal escritos o destructivos son modificados o eliminados sin previo aviso.

Y si no les interesa, aunque sería dudoso que hayan leído hasta acá, nadie los obliga a quedarse.

Estoy abierto a cualquier discusión o debate de cualquier tema sobre el que sepa lo suficiente para opinar.

Publicidad
Siempre existe la remota posibilidad que alguien quiera pagar para anunciarse aquí (AdSense es detestable para mí, así que ni los voy a molestar con eso) en ese caso visiten este enlace.
seguir leyendo...

domingo, 3 de mayo de 2009

Los tréboles de cuatro hojas


Todos hemos escuchado de los tréboles de cuatro hojas, tanto en libros, televisión, historias, lo que sea, pero nadie que conozca había visto uno alguna vez.
Siendo esto así, mi mitómetro se activó, y me puse a buscar si realmente existían, y algo más al respecto. Porque hay tantas cosas que escuchamos y vemos en los medios que aceptamos como normales, y al fin y al cabo son completamente erradas. Sabrán a las cosas que me refiero, sobretodo quienes han visto alguna vez el programa de Discovery Mithbusters.
Pero esta vez fue una falsa alarma, los tréboles de cuatro hojas sí existen, sólo que estadísticamente aparecen uno cada diez mil, y bueno, no creo haber buscado entre diez mil tréboles.
Lo más curioso es que aun no se sabe si la cuarta hojita (o foliolo, como son llamadas las subdivisiones de las hojas) se genera a partir de causas genéticas o ambientales. Sólo se sugiere que es debido a algún gen recesivo debido a la poca frecuencia en que se muestra.

Según wikipedia, la leyenda dice que las tres hojas de un trébol común representan la fé, la esperanza y el amor, y la cuarta hojita sería la suerte.
Otra leyenda irlandesa dice que San Patricio usaba el trébol convencional para representar la Santa Trinidad, y con el tiempo el símbolo pasó a ser el de 4 foliolos por un error de transcripción a lo largo de la historia, lo cual es muy común.

Ciertas empresas producen tréboles de cuatro hojas industrialmente, para venderse como souvenires, por supuesto.
Para lograr ésto alimentan las plantas con algún ingrediente modificado genéticamente y protegido por un buen Copyright, para inducir el error en la planta, y que produzcan éste defecto en la mayoría de sus hojas, sino todas.

Aunque el Trébol de Cuatro Hojas sea el símbolo internacional de la suerte, y se base en la poca frecuencia con que pueden ser encontrados, aun menos frecuentes son los menos conocidos de 5 y 6 hojas.


En 2002, un agricultor japonés pasó al libro de los récords Guinness por encontrar un trébol de 18 hojas.
En junio del 2008, el mismo hombre, reemplazó su récord anterior con un trébol de 21 hojas, que es el coso horrible de la foto que parece una planta de lechuga.
El señor, que se llama Shigeo Obara, comenzó a cruzar plantas de tréboles en los años 50, a partir de una que descubrió que sólo generaba tréboles de 4 hojas.
Es increible, trabajar medio siglo para obtener un lugarcito en un libro ridículo y algunas noticias en internet.

Fuentes:
Wikipedia en inglés
Kirai

Post relacionados:
Curiosidades sobre la sandía
Sobre el número Trece



seguir leyendo...

La miel

La miel es el único alimento que no se descompone con el tiempo. Arqueólogos han probado miel que encontraron en tumbas egipcias y la encontraron aún comestible.
Unnecesary Knowledge

Ver: ¿Por qué la miel no se pudre?
seguir leyendo...