Ads Top

Pintar los techos de blanco para hacerlos más "verdes"

En estos días el hemisferio norte sucumbe ante el frío, pero los que estamos en sudamérica, sufrimos terriblemente el calor. Así que este artículo es más para nosotros, y los mexicanos y españoles pueden esperar unos meses para leerlo.

En el artículo de Cómo salvar al mundo en los años venideros, que fue muy poco leído debido a la extensión, hice una breve referencia a lo que sería la arquitectura sustentable. Básicamente es la idea de diseñar casas y edificios que interactúen con el medio ambiente de diversas maneras para reciclar agua, mantener la temperatura correcta con aislantes y aprovechar la iluminación natural para ahorrar electricidad de forma pasiva, y complementarse con paneles y calefones solares, así como molinos en donde sea posible para obtener energía eléctrica sin consumir combustibles fósiles.
El principal problema de esto, además de requerir un arquitecto con conocimientos del tema y dinero para invertir, es que ofrece pocas posibilidades para las ineficientes casas que ya están construidas.
Hoy los científicos y el sentido común indican que en zonas edificadas se produce el efecto "isla de calor", dado que las superficies oscuras de los techos y las casas, y las grandes masas estructurales absorben y conservan mucho más el calor en verano que la tierra y las plantas. Esto es una verdadera molestia en verano, e incide en que encendamos los acondicionadores de aire y ventiladores todo lo posible, consumiendo mucha electricidad.


Un grupo de científicos del National Center for Atmospheric Research de EEUU, descubrió que algo bastante simple y barato, como pintar el techo de blanco, puede reducir los efectos de la "isla de calor" en un 33% dado que los colores claros reflejan mucho más el calor del Sol, en este caso al espacio exterior. Desde luego que es algo beneficioso para el medio ambiente, pero como a nadie le interesa esto, puedo contarles que en mi casa tenemos la terraza cubierta con baldosas blancas (creo que por casualidad), y resulta increíble poder caminar descalzo en mediodías de verano, algo que sería impensable hacer sobre el pavimento o sobre techos oscuros. La idea no es pintar el techo para poder caminar descalzo, el ejemplo es una medida comprensible del calor que absorbe el material del techo, y que nos continúa irradiando sobre las cabezas todo el día, hasta la noche.
Otro beneficio es que al disminuir las temperaturas máximas que alcanza el material (de 65ºC hasta 45ºC), se disminuyen también los posibles ruidos por la expansión-contracción de los materiales, y eventualmente las roturas. Aunque esto varía mucho en función del material usado.



Para ahorrar aun más electricidad y tener un ambiente más agradable se puede también colocar aislantes en los techos y paredes, pero el costo es bastante superior a un balde de pintura impermeable blanca.
Esta medida resulta mucho más efectiva en lugares más tropicales, donde la incidencia del Sol es más directa, y se sufre mucho más el calor que el frío.

Muchas veces la pintura aislante de agua es de colores ilógicos, como el rojo oscuro, porque se fabrica en lugares no tan tropicales, donde no es necesario aislar el calor directo del Sol, y se prepara en base a colores similares al ladrillo u otras piedras.

Hay que ver si vamos a seguir prefiriendo el diseño y la estética tradicional, o nos vamos a decantar por esta alternativa mucho más económica, ecológica y que genera un ambiente mucho más agradable.

Fuente: Neofronteras

11 comentarios:

  1. Lo otro, desde luego, es exigir que se planten árboles de sombra, de los cuales hay especies muy aptas y de crecimiento rápido. Es inconcebible que nuestras avenidas anchas no tengan esa cobertura. La única ciudad grande que conozco que tiene esta clase de cobertura es Mendoza, donde por razones históricas se plantaron álamos y se los ha recortado siempre de manera que las ramas se extiendan hasta la mitad de las calles. Si vamos a Rosario, el único lugar comparable es Av. Belgrano (y Bv. Oroño porque es estrecho). Av. Pellegrini tiene sombra en las veredas sólo en virtud de que es un "cañón urbano" rodeado de un muro de edificios altos. Av. Alberdi y Bv. Rondeau son acumuladores de calor infernales. Los árboles también ayudan a parar el viento frío en invierno.

    ResponderEliminar
  2. Che nose que descubrieron los cientificos de ee uu. Me acuerdo de chico, que todos los años subiamos al techo con mi abuelo a pintar el techo de blannco.
    Esto no es nuevo, el tema que hoy en dia es mas facil comprar un aire ac. que ponerse a pintar.
    Saludos muy buena la pagina sigan asi!

    ResponderEliminar
  3. Me parece excelente la idea, justo mi casa tiene el techo pintado de blanco también.

    Algo que están haciendo en la oficina en donde trabajo es poner unas placas de durlock (así se escribe?) del lado de adentro para hacer una plancha de aire y también bajar un poco más la temperatura.

    Un typo Echir, aunque México está en América del Norte se lo considera parte de Latinoamérica.

    ResponderEliminar
  4. Bueno, soy española y he leído esta entrada en pleno invierno a pesar del aviso :)
    Aquí la idea no es nueva, en la mitad sur de España en casi todos los pueblos los vecinos pintaban las fachadas de sus casas de blanco cada primavera (se le llama "blanquear" o "encalar" porque se pinta con cal).
    Esta costumbre se ha ido perdiendo en las nuevas edificaciones pero aún se conserva en las casas antiguas y sobretodo en los lugares más calurosos como en los llamados "pueblos blancos de Andalucía" precisamente por sus fachadas blancas.
    Esta vez la sabiduría popular se adelanta a los estudios científicos!!

    ResponderEliminar
  5. Bruno:
    Es cierto, reemplacé latinoamérica por sudamérica. Sí, las placas de durlock (yeso forrado en cartón) son un buen aislante, además tapan las grietas.

    ChuChu y española:
    Efectivamente la sabiduría popular se adelantó, pero luego la arquitectura borró los conocimientos ancestrales en muchos lugares. Lo que descubrieron los científicos no es que "es bueno pintar los techos de blanco en zonas tropicales", lo cual se sabía de hace mucho, sino que más concretamente que los techos blancos podrían disminuir un 33% el efecto "isla de calor". Me expresé mal yo.

    Pablo:
    Llenar la ciudad de árboles que tapen las calles es lo ideal, pero los gobiernos de turno necesitan respuestas rápidas para conseguir apoyo popular, y no les sirve un árbol que tarda 40 años en crecer. Además otros tienen el problema que rompen las veredas y las cañerías con las raíces.

    ResponderEliminar
  6. Lo de los árboles es una solucion barbara, ademas de que dan O2 y absorven mucho el humo d los autos, el tema es que levantan las veredas (porque no se los plantan adecuadamente) y que en el invierno cuando se caen las hojas siempre hay un "no iluminado", como mi abuelo, que quema las mismas devolviendo al hambiente, todo lo que las hojas estubieron absorviendo.... una lastima.
    Pero sería lo ideal.
    Lo del techo blanco, es tal cual, mi casa tiene techo blanco, donde trabajo hay techo blanco, y si porsupuesto que hace de material refractario al calor, es como salir en bici y llevar puesta una remera blanca, que a algun inconciente se le ocurra salir con una negra del quilmes rock y van a ver como se calcinan.
    Lo mismo que en el invierno, la ropa oscura es mas calentita..

    ResponderEliminar
  7. Y por que no definitivamente se comienzan a crear grandes y hermosos jardines en los techos... Es un espacio inutilizado que podria tener una efecto positivo para el entorno si se tranforma en jardin... Esta seria una excelente idea, además más aire limpio para nuestros hijos....

    ResponderEliminar
  8. KtaVelez:
    Coincido con que sería la solución ideal, pero aislar la humedad que eso genera es demasiado difícil. Ni hablar si se rompe o erosiona el aislante luego de un par de años. Repararlo genera tantos dolores de cabeza que a veces es mejor evitar.

    Habría que buscar una alternativa, como macetas planas y grandes que se puedan encastrar de forma modular, y que reposen sobre unas vigas o algo similar. Habría que comentarle a algún arquitecto. Igual ya debe existir.

    ResponderEliminar
  9. disculpen mi ignorancia, pero... ¿poner una lamina de plastico como aislante al techo y encima un poco de tierra(para plantar algo), seria suficiente como para no hacer daño al techo con la humedad?

    ResponderEliminar
  10. vi esta propuesta aqui y justamente la propuse ante la sociedad de alumnos de mi escuela, creo que es una buena idea ya que no es un gran gasto, solo es un bote de pintura blanco y antiderrapante. cro que ganare porque existen mas propuesta como el remplazo de energia, pero eso crequiere un presupuesto muy alto!! encambio este es economico!

    ResponderEliminar

Con tecnología de Blogger.